jueves, 3 de mayo de 2012

El Athletic, San Mamés y su afición dan una lección frente a la prepotencia, la chulería y el insulto

Un  gesto que resume un partido, una liga, un club, un equipo, un cuerpo técnico y un jugador:


Y es que cuando la escoria no sabe perder, mucho menos sabe ganar. 

Tal vez luego salga diciendo: "Lo siento mucho. Me he equivocado. No volverá a ocurrir". Seguro que los periodistas seguidistas lo creerán.

De Teixeira Vitienes mejor no hablar.

GORA ATHLETIC!